Los cadáveres momificados que tuvieron que ser trasladados al nuevo osario del cementerio a la espera de la reparación del falso techo del osario desprendido

Un total de 20 cadáveres momificados, enfundados e identificados cayeron el pasado sábado en el suelo del antiguo osario del cementerio de Dénia, tras las fuertes lluvias. Tal y como ha informado el concejal del ramo, Pepe Doménech, este incidente ya se ha solucionado.

Al parecer, el falso techo del cementerio se desprendió debido a las humedades causadas por la lluvia y por el peso del mismo. Inmediatamente, se trasladaron los cuerpos al osario nuevo, situado en la parte nueva del cementerio, se limpió la zona y, ahora, solo falta adecuar, de nuevo, el falso techo del osario desprendido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies