Michel canta Dénia, con fotografías de Dénia

La ciudad de Dénia ha servido de inspiración para muchos. Sus playas, sus gentes, sus calles y, como no, su imponente Montgó han sido la musa de innumerables poemas, pinturas y canciones, como la que en los años 60 grabó el cantante valenciano Miguel Semper Peiró, más conocido como Míchel con el título de «Dénia». Tema editado en 1968 por la compañía discográfica Belter y compuesto por los Tres Sudamericanos en agradecimiento al Dr. Vicente Sentí Montagut, afamado traumatólogo que atendió e intervino al grupo tras un grave accidente de tráfico. Un hermoso tema que ha caído en el olvido y que hoy TVdenia.com recupera de la mano de Casimiro Sendra Martí.

Se trata de todo un tributo a la ciudad de Dénia con un gran acompañamiento musical, gracias a la gran voz de Michel. Artista fallecido en 2009 con una larga biografía musical a sus espaldas, pues grabó más de una treintena de discos. Nació en Pego en 1933. Su interés por la música se despertó cuando contaba con 7 años de edad y participó en un festival benéfico en su colegio. Ya en la década de los 50 se vinculó a varias orquestas, entre ellas Sikko. Su voz melódica, por la que era comparado a Luis Mariano, le convirtió en una figura popular en su comarca natal, Marina Alta. También actuó en varias salas de fiestas de Benidorm donde conoció a la vedette Maria Bellot, que se convertiría en su esposa y representante.

Sus apariciones en programas de TVE a finales de los 50 y principios de los 60 fueron seguidas con suma expectación. Eso le llevó a ser contratado por el sello Columbia en 1962 con quienes grabó un primer EP. En 1963 ganó el Festival de Aranda de Duero, lo que le colocó entre una de las voces más importantes de la España del momento. Por eso, fue elegido junto a Lolita Sevilla, Tito Mora o Gelu para interpretar algunas de las canciones que optaban a representar a España en Eurovisión 64. A pesar de las excelentes críticas recibidas, no fue Míchel quien cantó el tema en Copenhague, sino Los TNT.

Míchel actuó como telonero de Los Beatles en los dos conciertos que dieron en España en 1965. En 1967 se llevó dos disgustos vinculados a dos festivales de la canción. Participó en el de Benidorm con De la mano, pero poco antes de la final supo que el festival estaba amañando para que lo ganase Tony Dallara y Michel quedó segundo entre las protestas del público. Algo parecido sucedió en el Festival del Atlántico, donde se presentó con Operación cariño, canción clasificada segunda.

En 1968 comenzó una nueva etapa en su carrera puesto que comenzó una gira por la Unión Soviética y sus países satélites. No pudo tener mejor carta de presentación: obtuvo el Disco de Oro al mejor intérprete en la edición de 1968 del Festival de Sopot. Míchel se convirtió en el cantante español más popular al otro lado del telón de acero durante aquellos años: ni siquiera Raphael logró tal proeza por aquellos lares. Para que nos hagamos una idea de la dimensión de Míchel, entre 1968 y 1985 hizo 1.400 actuaciones en la URSS (el récord de cualquier cantante no soviético). Fue una figura popular también en Checoslovaquia, Rumanía, Bulgaria, Polonia e incluso, en países occidentales como Bélgica, Suiza, Francia, Holanda y Dinamarca. Trató de abrirse paso al mercado discográfico de Estados Unidos, pero una actuación en Cuba ante Fidel Castro y la foto posterior con el dictador, truncaron su sueño americano.

Michel pasó los últimos años de su vida en su Pego natal, donde fue nombrado Hijo Predilecto en 2002. Allí falleció el 14 de enero de 2009.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies