Desmantelada una plantación de marihuana instalada en dos viviendas de la Marina Alta


La Guardia Civil de Alicante, en el marco de la operación Voltor21, ha detenido a un varón como presunto autor de un delito contra la salud pública y dos delitos de defraudación de fluido eléctrico.

Con una investigación llevada a cabo en apenas tres días, se ha desmantelado una plantación de marihuana indoor, incautando 548 plantas de marihuana y casi 6 kilogramos de cogollos secos y dispuestos para su distribución.

La actuaciones se iniciaron el pasado15 de febrero, tras ser detectada por la Guardia Civil de Xaló la posible existencia de una plantación de marihuana en la localidad de Parcent. Inmediatamente, pusieron los hechos en conocimiento del Área de Investigación de Benissa-Moraira, que inició la operación.

En apenas tres días, la Guardia Civil realizó una rápida investigación para localizar al autor, solicitar a la Autoridad Judicial el registro de las viviendas, y proceder a la detención del implicado.

Los agentes determinaron rápidamente la identidad del varón que gestionaba las dos plantaciones. Éste había establecido un acuerdo con la propietaria de los dos inmuebles, que le permitía residir en cualquiera de ellos sin pagar ninguna cuota por el alquiler a cambio de mantenerle cuidadas las viviendas.

Se trataba de una persona con un amplio historial de antecedentes contra la salud pública, por diversos delitos de tráfico de drogas.
El día 18 de febrero, con el apoyo de varias patrullas de Seguridad Ciudadana de los Puestos de Xaló, Benissa, Moraira y Callosa de Ensarriá, la Unidad de Seguridad Ciudadana de la Compañía (USECIA) de Calpe y el Servicio Cinológico de la Comandancia de Alicante, se realizó la entrada simultánea y el registro de ambas viviendas.

En los registros practicados en las dos viviendas, los agentes encontraron una plantación indoor de marihuana, con 548 plantas en diferentes fases de crecimiento y gran cantidad de material para el cultivo, elaboración y distribución de sustancias estupefacientes. Además de cerca de 5.950 gramos de cogollos de marihuana secos y envasados, dispuestos para su distribución.

El presunto autor, que fue detenido el mismo día 18, es un hombre de 40 años, de nacionalidad española, al que se le imputan un delito contra la salud pública y dos delitos de defraudación de fluido eléctrico. El pasado 22 de febrero, el Juzgado de Instrucción de Denia decretó su ingreso en prisión.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies