El Senior Masculino DBC SUMA consiguió salvar matemáticamente la categoría 1º Nacional

El Senior Masculino DBC SUMA consiguió salvar matemáticamente la categoría 1º Nacional al imponerse en Joan Fuster a CB Marcelina Benifaió (88-71) haciendo un partido muy completo.

El equipo aprovechó su segunda oportunidad de alcanzar el objetivo cuando aún restan dos jornadas por disputar. Ahora buscará la mejor clasificación final posible, en el año de su consolidación en este exigente nivel que es antesala de las competiciones de ámbito nacional.

Los dos equipos comenzaron muy acertados en ataque. Los ajustes defensivos ordenados por Bernardo Sanz nos dieron al final del primer cuarto una renta de diez puntos, que después supimos administrar durante todo el encuentro.

Tras el descanso llegaron los mejores minutos de los valencianos que comprimieron el marcador llegando a igualarlo. La reacción de los nuestros no se hizo esperar y en los últimos minutos del tercer cuarto y en el comienzo del último, pusieron la directa distanciándose hasta decidir el partido evitando así posibles problemas.

Nacho Ots y los hermanos Arturo y Paolo Adolphi hicieron un esfuerzo para estar con el equipo pese a estar todavía recuperándose de sus lesiones, en un día en el que era baja por motivos laborales de Kevin Piera.

Lamentar la lesión de Vicent Puigcerver a lo largo del partido a quien deseamos una pronta recuperación.

Pese a todos los problemas el equipo se llevó este importante triunfo consolidando su plaza en la categoría, y además lo hizo jugando un muy buen baloncesto, que fue aplaudido por una grada que ha sido otra de las piezas fundamentales este curso para poder alcanzar los objetivos del equipo.

El equipo Senior Femenino Preferente superó la eliminatoria de octavos de final, primera que debía afrontar en la lucha por el título de la categoría, al imponerse en los dos partidos disputados durante el fin de semana a las chicas de Vila Real BC.

El sábado el equipo se desplazaba a tierras castellonenses para comenzar una serie que se iba a jugar durante el fin de semana, en la que contaba con el factor cancha a favor.

En un partido nada sencillo acabó superando a las locales con mayor diferencia de la que se vivió sobre la cancha (47-64) dando un importante paso para pasar de ronda.

No estuvimos cómodas en la primera parte. Su fuerte defensa nos llevaba a perder balones y no nos hacía nada fácil construir nuestro juego ofensivo.

Sin embargo tras el descanso dimos con la tecla para superar su presión y pudimos jugar mucho más fluidas. El aumento de nuestra intensidad en defensa nos permitió enlazar rápidos contraataques y conseguimos así contar con una pequeña renta favorable.

Ya en el último periodo viéndose superadas, las locales bajaron un tanto los brazos, circunstancia que aprovechamos para abrir más distancia y prácticamente sentenciar la eliminatoria, aunque sabíamos que al día siguiente tendríamos que volver a rayar a un nivel alto para superarles de nuevo.

El partido de vuelta fue un calco del primero, DBC Senior Femenino tuvo que poner los cinco sentidos sobre la pista para derrotar a un buen Vila Real (56-39).

De nuevo en la primera parte nuestras rivales nos complicaron mucho las cosas, obligándonos a concentrarnos al máximo para minimizar errores. Su falta de acierto en los últimos compases del segundo periodo evitó que marcharan a vestuarios con ventaja al final de la primera parte.

Sería de nuevo un gran tercer periodo el que sentaría las bases para esta segunda victoria en la eliminatoria para las de Juan Luis Pérez.

Mucho más fuertes en defensa, cortaron en seco la anotación visitante mientras en ataque se mejoraba en efectividad, incrementándose las diferencias paulatinamente hasta cerrar el partido de nuevo con una cómoda diferencia.

El equipo pasa de ronda y se medirá el próximo fin de semana en cuartos de final a CDSC Godella, otra vez con el factor cancha a favor por lo que se desplazarán a Valencia el sábado y recibirán en Joan Fuster a sus rivales el domingo.

El equipo Senior Masculino Preferente salvó la categoría en la última jornada del campeonato al superar en Denia a Alginet (64-63) y caer derrotado Oliva en la cancha de Jesuitas Valencia, resultado del que dependíamos para conseguir redondear este valioso objetivo.

Alginet demostró ser un excelente equipo. Su fortaleza física y el alto porcentaje de acierto logrado desde más allá de la línea de 6’75 metros, les mantuvo siempre en el encuentro pese a toda la intensidad que pusimos sobre la cancha, obligados como estábamos a derrotarles.

El partido transitó siempre en la máxima igualdad. A medida que avanzaba el cronómetro se percibía que su final sería agónico, justamente el escenario al que no queríamos llegar al tener sobre nosotros toda la presión por el resultado.

Sin embargo esta vez la suerte que nos ha sido durante la temporada tantas veces esquiva, se alió con nosotros por partida doble.

Tras recortar los valencianos a un punto nuestra ventaja a falta de un minuto por jugar, ninguno de los dos equipos sumó más canastas en el aro contrario, cerrándose el partido con una victoria sufrida pero imprescindible para alcanzar el objetivo de la permanencia.

Los nuestros fueron muy inteligentes en ese final de encuentro, acertando en todas las decisiones tomadas para conservar su ventaja.

El equipo celebró de manera contenida el triunfo pues el partido entre Jesuitas y Oliva había comenzado una hora después que el nuestro.

Cuando al fin se conoció el resultado pudimos soltar toda la tensión acumulada y celebrar con gran alegría el éxito conseguido.

No ha sido nada fácil en un año donde las lesiones han sido protagonistas, limitando siempre nuestras capacidades en el debut en una nueva categoría que se ha mostrado muy exigente para nosotros.

El partido suponía también la despedida de Fran Fornes Leal, que había comunicado al equipo su intención de colgar las botas tras este encuentro.

Jugador formado en nuestra Escuela, ha sido parte de nuestros equipos de manera ininterrumpida desde el año 2007 pasando por todas y cada una de las categorías siempre con gran rendimiento.

Ha sido sido pieza fundamental del Senior Preferente a quien ha dado durante muchos años consistencia e identidad dentro y fuera de la cancha. Sin duda un jugador muy importante al que echaremos mucho de menos, pero a quien deseamos todo lo mejor en los proyectos que emprenderá a partir de ahora.

El equipo Junior Masculino preferente despidió la temporada con dos difíciles desplazamientos que afrontaba además con la plantilla muy reducida por lesiones y compromisos académicos y familiares.

El primero de ellos se disputó el sábado en Genovés (106-49) donde los locales nos penalizaron un dubitativo arranque de partido, cobrando una importante ventaja que ya fue imposible después revertir.

El equipo de Rubén Velazquez fue entrando en dinámica sabiendo capear el temporal, y en el último periodo mejoró su rendimiento acabando el encuentro jugando muy buenos minutos, que al menos hicieron que saliéramos del pabellón con la cabeza alta y conscientes de todo en lo que habíamos fallado para tratar de no repetirlo.

El domingo el equipo Junior Masculino se desplazó a Sueca (84-58) para cerrar su participación en la competición oficial de la temporada en la categoría Preferente.

Con la lección aprendida del día anterior, esta vez comenzamos el partido muy serios y pese a que volvíamos a contar tan sólo con ocho jugadores para afrontar el compromiso, mantuvimos la igualdad en el marcador hasta alcanzar el descanso.

Ya en el tercer periodo la carga de faltas personales limitó aun más nuestra rotación, lo que fue muy bien aprovechado por los valencianos para escaparse en el marcador fruto de la presión a toda pista con la que en ese momento de debilidad nos defendieron.

En el último cuarto recuperamos el tono y comenzamos de nuevo a producir con regularidad canastas en su aro, pero ya era demasiado tarde para soñar con recuperar el terreno perdido.

Último partido de la temporada que cierra un curso de gran progresión para un equipo que el verano pasado tenía más dudas que realidades sobre la mesa.

Los once chicos que terminan la temporada han dado un grandísimo paso adelante durante los meses transcurridos. Han alcanzado el objetivo principal que era conservar la categoría en un año en el que resultaba especialmente difícil conseguirlo al aprobarse en la última asamblea el descenso este curso de cuatro equipos a la categoría 1º Zonal.

A todos, a los que seguirán siendo Juniors el año próximo y a los que pasarán a senior, les queda mucho baloncesto por delante, ojalá podamos compartirlo con ellos durante muchos años.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.